content top

En el lado b

Ya sé que cada vez menos atiendo mi lado b, pero hice una super lista de 100 cosas sobre mi, sean voyeuristas (o chismosos) y visítenlo.

En fin

a.

Read More

Con mi papá

El viernes fui a casa de mis papás a aventar un pavo (sip, ando haciendo acopio de ellos gracias a la generosidad Navideña del Tec) que ya no me cabía en mi congelador (donde hay otro pavo, el que iba a hervir in lieu de caldo de pollo) . Así que me encontré a mi papá y lo acompañé a su nuevo lugar de trabajo, pero como íbamos temprano tuve la oportunidad de pasar a desyunar con él unos riquísimos tamalitos con atole.

Y ahi estábamos en unos tamales de Tlalpan, obvio de un tipo en bicicleta, de esos que se ponen en la esquina. Y yo me quedé en el coche mientras mis papá lo compraba, de pronto volteo y veo esto:
tamales

Un pobre local, ¡local! de tamales vacío. ¡Vacío! cruzando la calle de donde estaba esto:

La bicicleta de los tamales, con gente, algunos ya comiendo y otros haciendo filita para comer. Así que salté del coche y les tomé foto para que uds que me visitan puedan verlo. Se me hizo increíble, y es que así funcionamos en México, no? Como que de pronto creemos que un local más limpio ha de ser más caro, o menos rico (ah esas manos de taquero).

Lo chistoso es que mi papá se sube al coche y me dice “¿te emocionaron tanto los tamales que te bajaste a tomar fotos?”. Pues si, este oficio de mafafa musguito de medio tiempo.

————————

Otra con mi papá.
Resulta que ahora el gdipiento es mi papá. Ayer fui a llevarle medicina y compañía. Rechazó la primera, pero agradeció la segunda. Ahi estábamos platicando y medio viendo Perdidos en Tokyo que me regalaron en el intercambio navideño de la oficina. Ambos congelados acostados con sarapitos y con un pequeño calentador de resistencias en su cuearto– ni pisar el esto de la casa so pena de congelarte la nariz y/o el rabo–. Y me pregunta que si quiero tomar algo y yo:
- pues chance una cerveza
y él:
- ah pues ahi quedaron unas de tu posada que han de estar bien calientitas.
y yo:
- pero ¿qué no están en el refri?
y él:
- por eso, han de estar como a temperatura ambiente, ¿no?

Cuando me fui saqué una para ver y les juro que estaba a más grados que el ambiente. Pero la verdad es que los defeños somos bien puyeyes del clima.

En fin.

a.

Read More
content top